martes, 18 de agosto de 2015

Comida, derechos de autor y fotografías

Uno de los usos más popular de las cámaras de nuestros teléfonos es, sin duda, la posibilidad de fotografiar lo que estamos comiendo y, al momento, compartirlo en redes sociales con nuestros amigos/seguidores.

Como sabemos, por el hecho de hacer la fotografía (tenga o no aportación creativa) nosotros tenemos derechos sobre la misma, aunque luego los cedamos a la aplicación o red social que usamos para compartirlas.
Wall_Food_10175
¿Propiedad intelectual en los dibujos del café?
Autor: Michael Stern
Título: Wall_Food_10175

Sin embargo, para poder compartir legalmente la imagen debemos tener los derechos de aquello que fotografiamos, ya sea el permiso de la persona o del autor de la obra.

Por eso, una reciente sentencia de un tribunal alemán (noticia en alemán) pone en peligro esta práctica.

Hay que recordar que las artes aplicadas también pueden ser objeto de propiedad intelectual, como en el caso de la arquitectura o la iluminación, pero para alcanzar la protección se debe de aportar algo creativo.

Es decir, no basta con que la presentación sea de cualquier manera, sino que esta presentación debe tener un cierto nivel creativo.

Entiendo que no muchos cocineros querrán iniciar un procedimiento de defensa de derechos de propiedad intelectual por las imágenes de su comida tomadas por los comensales, ya que esto sirve para dar a conocer su trabajo, pero nunca se sabe.

Igual un modelo de negocio que sale de todo esto es cobrar un suplemento por poder tomar capturas de los platos.

El principal problema o temor para el "fotógrafo de comida" es que se notifique una infracción de propiedad intelectual a la red social y que esta, aplicando sus términos y condiciones, cierre o bloquee la cuenta. Eso si puede ser una pérdida relevante...
Tortilla de patatas con chorizo y bacon
Hay presentaciones que lo dicen todo
Título: Tortilla de patatas con chorizo y bacon
 Más información, en inglés: Techdirt